Revista Alta Gama

La catedral del arte

El espacio cultural Julio Le Parc es un complejo concebido para promover el desarrollo de las expresiones culturales en Mendoza. Fue inaugurado a principios de octubre y el proyecto edilicio estuvo a cargo del estudio de arquitectura Paoletti–Bocanegra.

le_parc_alta_gama_4

Situado al norte del predio ocupado por la ex Estación de Ferrocarril General Belgrano, en las calles Mitre y Godoy Cruz de Guaymallén, este novedoso lugar es el espacio más grande del interior del país destinado a actividades culturales. Inicialmente fue pensado para ser un multiespacio donde puedan convivir en forma simultánea la plástica, la danza, el teatro, el cine, la literatura, las artesanías, las ferias y las industrias culturales. Los hacedores culturales pueden encontrar así una plaza para la capacitación y formación además de un lugar de primer nivel arquitectónico y técnico para exponer al público sus obras. Está previsto también el apoyo a las industrias creativas, incluso desde su incubación, para que permitan el sostenimiento económico del hacedor cultural y logren poner en valor la actividad cultural-económica mendocina. Según Sergio Paoletti, del estudio de arquitectos encargado de la construcción del edificio, su función principal es cumplir con el objetivo de ser una incubadora de artesanos y artistas, en el cual se pueden expresar todas las actividades culturales de Mendoza, dándole oportunidad a gente capaz, que tenga su lugar de trabajo, donde pueda exponer y tenga su lugar para poder mostrarse hacia la provincia, interprovincialmente y también con un plan ambicioso de salir fuera de los países limítrofes.

DSC_0023

Desde el Ministerio de Infraestructura del Gobierno de Mendoza, el ministro Ing. Rolando Baldasso, señala que “con este emprendimiento se ha logrado, dentro de lo que se conoce como urbanismo social, realizar una de las mejores estructuras de máxima calidad en los lugares con más necesidad ya que la obra se realizó en una zona que estaba muy deprimida, que hace años era un basural clandestino, convirtiéndose en un espacio de atracción y de transformación para todo el entorno. Esto fue apostando a una arquitectura innovadora no sólo desde el punto de vista de la forma sino además que tuviera la máxima calidad en todos los procesos involucrados y en todos los componentes del lugar”.
Su nombre se debe al artista Julio Le Parc, quien es un referente mundial en arte cinético y uno de los artistas cuyas obras revelan la identidad local y trascienden las fronteras nacionales.

Según lo definió Quino, se ha logrado la sensación de ver la Notre Damme del arte en Argentina. Este proyecto tuvo generosidad y vuelo tanto intelectual como constructivo, añade Baldasso. En sus palabras, el ministro cree que “es una conjunción de las ideas de los arquitectos, de la decisión del gobierno de poner todo el dinero que hacía falta para el centro como para su entorno”. Cabe aclarar que debido a esta obra se rehicieron casi todas las calles del entorno y cuenta con estacionamiento para 330 vehículos, un sistema de riego innovador y un sistema de iluminación de última generación. También se realizó la colocación de cierre perimetral. Esta conjunción de esfuerzos logró una armonía generalizada de primer nivel.
En cuanto a la selección de arquitectos principalmente se tuvo en cuenta la trayectoria, el estudio Paoletti – Bocanegra había realizado el proyecto del Observatorio y el Centro de Congresos y Exposiciones en Malargue. Fundamentalmente se evaluaron los antecedentes y bosquejos iniciales que presentaron para este centro. Se trabajó en forma conjunta con la Municipalidad de Guaymallén para hacer el trabajo de contratación y proyecto.

ARQUITECTURA IMPONENTE
La estructura resistente y antisísmica tiene una superficie de 8.777 m2 cubiertos y se desarrolla en cuatro niveles, a saber: subsuelo, planta baja, intermedia y alta, que están internamente conectados a través de rampas, escaleras y ascensor. La altura total del edificio ronda los 25 m y se destaca la espacialidad del área central, tanto en altura como en longitud, lo que permite percibir la envergadura del techo. La construcción se realizó en dos años y se dividió en dos partes, lo que es el edificio propiamente dicho y los espacios exteriores.
En la fachada principal, un pórtico de hormigón de grandes dimensiones con la inscripción Le Parc y un puente peatonal indican claramente el acceso. En su eje transversal el edificio es simétrico y el eje longitudinal está dividido por funciones culturales. Se trata de un lugar dinámico, predominantemente vertical, con una fuerza dada con volúmenes independientes y visuales fugados hacia los extremos. En un espacio muy simple, y su estructura se asemeja a la nave de una catedral que contiene todas las funciones en su perímetro, agrega Paoletti

le_parc_alta_gama

Sus paredes verticales son de doble corvatura y en la construcción de todo el edificio se destacan diversos materiales. Paoletti destaca que el material principal que se uso fue el uso de la fachada ventilada, que está hecho con placas de superboard, lo cual permite que la piel que rodea y está expuesta a las distintas orientaciones de Mendoza, generando un acondicionamiento climático interesante porque produce una especie de sombra, los techos ventilados justamente son techos que se ventilan. El techo es un techo de chapa aislado. El segundo material más importante es el hormigón visto, a los efectos de que es un material que requiere muy poco mantenimiento tanto interior como exterior.

DSC_4068-5
Baldasso opina que este centro cuenta con una estructura única porque todas las paredes están colgadas de un techo, con forma de ojiva o semilla de melón. En ese mismo techo están colgados todos los servicios de aire acondicionado y todo descansa en dos grandes estructuras de hormigón que contienen los baños pero que hacen de grandes columnas para sostener el techo que pesa aproximadamente casi 100 toneladas.

FUNCIONAMIENTO INTERNO
En cuanto a la arquitectura la premisa principal fue que fuera un espacio que se entendiera sin cartelera de explicación, el visitante una vez que entra el edificio entiende que se desarrolla en el mismo. Es por eso que hay un gran espacio central contenido por una piel que muestra las cinco salas donde se desarrollan actividades fundamentalmente artísticas, entre ellos teatro, cine, multiuso de artistas, folclore, canto, bailes. Cada sala tiene capacidad para 250 personas.

El esquema del edificio tiene tres áreas básicas, distribuidas en cuatro niveles:
Locales y área de exposición: son 15 locales, hay 8 en planta baja y 7 en planta alta, todos destinados al desarrollo de las actividades artesanales, capacitación y venta de productos, se encuentran en los tres niveles: plata baja, intermedia y alta. En la planta intermedia existe un gran espacio para exposiciones de distintas expresiones de arte y arquitectura.

Centro Cultural LE PARC

Área central: es el corazón del edificio, integra los tres niveles mediante rampas, escalera y pasarelas. El nivel superior es el punto de enlace entre las salas y el público con los sectores de exposiciones, el patio de comidas y gradas de esparcimiento, así como con las zonas de estar y exposiciones, servicios, sanitarios y administración. El nivel inferior está destinado a los artistas y allí se ubican camarines, vestuarios y sanitarios.
Salas de espectáculos: son cinco y suman una capacidad de más de 1.000 espectadores. Cada una cuenta con ingreso diferenciado de artistas y público. Todas cuentan con tratamiento acústico diferente, acorde con su uso específico. Están alfombradas y tienen salida de emergencia y espacio para sillas de ruedas. Todas las puertas son resistentes y aislantes. Cada sala toma una identidad diferente a partir de un color predominante, con el que se viste desde el telón hasta las butacas.

ABANICO DE COLORES
Sala Naranja: tiene 140 butacas retráctiles, una pantalla y cabina de proyección. Tiene revestimiento de tela negra y de madera clara. Esta sala es la elegida para albergar el canal estatal de la provincia donde se instalará el estudio principal.

 

Sala Violeta: posee un subsuelo debajo del escenario que se conecta por un elevador abierto, lo que permite el acceso directo a las tablas, tanto de artistas como de elementos musicales o teatrales. Predomina el color uva tanto en butacas como en paredes.

 

Sala Circular: con capacidad para 350 personas, posee gradas revestidas de madera y un escenario ubicado en el centro, que también es circular. Combina en sus revestimientos acústicos tonos cálidos y fríos que producen efectos visuales diversos.

le_parc_alta_gama_3

Sala Roja: está ambientada en tonos cálidos de naranja rojizo, que contrastan con telas negras y maderas en tonos naturales

le_parc2
Sala Azul: está decorada con distintas gamas de azules grisáceos que le otorgan una elegancia especial.

le_parc7

Paoletti explica que frente a estas salas están todas las aulas o boxes de trabajo de los artesanos. El acceso principal del visitante es por la planta intermedia, a la cual se accede a través de rampas exteriores entre jardines. Es un paseo por el cual a través de un puente se puede ingresar al edificio. En el cuerpo central del edificio, ubicado entre las salas y los boxes, es donde se exhibe todo lo que se quiere exponer. Este espacio central se basó en hacer un espacio tipo catedral, alto, iluminado en su parte superior y la luz natural en el día es suficiente para dar la luz que se necesita. Se usa para poder ver desde arriba de la estructura, lo que se ha denominado la famosa semilla metálica que cubre todo el espacio, está preparado para que se desarrollen espectáculos tipo Cirque du Soleil o Fuerza Bruta. Esta área central también puede convertirse en una sexta sala, la sala abierta, añade el arquitecto.

EQUIPAMIENTO TÉCNICO Y SERVICIOS DE CALIDAD
Entre los principales rasgos identificatorios del espacio se destacan:
Tratamiento acústico específico en el techo de la nave central.
Luces tipo led de colores en las fachadas que resaltan la envergadura de las paredes interiores de cada una de las salas. Dentro del edificio hay 26 reflectores de 24 leds cada uno, que a partir de tres colores básicos generan hasta 16.000 tonos.
Accesibilidad para personas con discapacidad motora
Aire acondicionado central frío-calor en los espacios comunes y en las salas, y equipos individuales en los locales.
Sistema contra incendios con hidrantes, sprinkler, pulsadores, alarmas y detectores de humo.
Wi-fi.

Centro Cultural Julio Le Parc

Seguridad con cámaras de vigilancia conectadas al sistema Tetra.
Salidas de emergencia distribuidas de forma equidistante para permitir la evacuación.
Un gran horno de vitrofusión y otro de cerámica destinados al trabajo y capacitación de los artesanos.
Calles y veredas internas que permiten la circulación alrededor del edificio.
Rampas y escaleras que nacen en el estacionamiento y sirven de conexión con el edificio a través del puente de ingreso.
Dos ascensores: uno vincula los tres niveles, y el otro, de servicio, permite la circulación vertical entre subsuelo y planta baja.
Playa de estacionamiento para 300 vehículos, forestada con variadas especies típicas de zonas urbanas de nuestra provincia.
Iluminación del predio, con características similares al alumbrado público.
Subestación transformadora con grupo electrógeno.
Buffet y patio de comidas

le_parc4

ESPACIOS VERDES
El predio tiene una superficie total de 29.560 m2, contemplando todos los servicios de infraestructura urbana y acceso de vehículos particulares y de transporte público. Una de las premisas centrales del proyecto del edificio y su emplazamiento fue la preservación del espacio libre, destinado a un crecimiento futuro. Por eso se ocupó el ángulo suroeste del terreno, lo que permitiría la construcción de otros edificios.
A partir de un proyecto paisajístico, se intervino el entorno completo de la ex estación del Ferrocarril, lo que permitió parquizar y forestar todo el predio con riego por aspersión y por goteo. Arbustos, árboles y plantas ornamentales fueron ubicadas estratégicamente y se combinan con espacios verdes de césped que rodean el edificio y se extienden hasta el perímetro. Este proyecto se completa con un pequeño teatro griego, que es un espacio al aire libre que permite desarrollar actividades artísticas. El mismo cuenta con vestuario para los artistas y sanitario para el público.
Para finalizar resaltamos las palabras del ministro Baldasso: “la proyección de este centro ya se está visualizando porque es un lugar que llama por sí solo, por su tipo de infraestructura. Este espacio tiene gran potencialidad tanto para la cultura, el turismo, la vida del entorno y ya ha sobrepasado las expectativas”.

“Su función principal es cumplir con el objetivo de ser una incubadora de artesanos y artistas, en el cual se pueden expresar todas las actividades culturales de Mendoza”. Paoletti
estudio paoletti bocanegra
“En un espacio muy simple, y su estructura se asemeja a la nave de una catedral que contiene todas las funciones en su perímetro”. Paoletti
baldasso
“Este espacio tiene gran potencialidad tanto para la cultura, el turismo, la vida del entorno y ya ha sobrepasado las expectativas”. Baldasso

DESDE EL MINISTERIO DE CULTURA

La Ministra de Cultura Marizul Ibañez nos cuenta que el Espacio Julio Le Parc es una respuesta a los mendocinos a partir de necesidades de la sociedad, en el campo cultural.

El multiespacio permite albergar todas las disciplinas de los hacedores culturales, tanto en capacitación, como en la muestra y puesta en escena de los productos terminados.
También la oferta cultural ofrecida a partir del Espacio, cumple con las expectativas y deseos de la sociedad mendocina de estar cerca de la cultura y consumir sus productos.
En cuanto a la proyección de este centro, el perfil del Le Parc se va mostrando cada vez con más nitidez: es un Espacio Cultural con proyección nacional e internacional fuertemente arraigado en la idiosincrasia del ser mendocino y sus artistas.
Los artistas deben informarse en el Espacio para ver de qué manera articulan sus actividades. Algunos talleres tienen costo, y el uso de las salas de artes escénicas, si cobran entradas van a borderó con el estado.
Continúan las muestras, exposiciones, ferias, actividades para chicos, teatro, música y danza. La programación es variada y abarca una amplia gama de géneros, por lo tanto es una oferta que cubre distintos intereses culturales de la sociedad mendocina.

Agradecimientos:

Ing. Rolando Baldasso
Ministro de Infraestructura – Gobierno de Mendoza
Estudio de Arquitectos Paoletti – Bocanegra
Olascoaga 356 – Ciudad – Mendoza
Marizul Ibáñez
Ministro de Cultura de Mendoza
Fotos: Gobierno de Mendoza

Start typing and press Enter to search